Buscar en la Pulga

31 de mayo de 2007

Un momento inolvidable

En la oficina, diez personas alrededor del televisor viendo la rueda de prensa de los estudiantes venezolanos. Cuando pidieron un minuto de silencio por los estudiantes muertos, todos en la oficina callamos y guardamos el minuto de silencio junto a ellos.

2 comentarios:

Héctor Torres dijo...

Esos cuadros, esos gestos, se van sumando y van componiendo una sensibilidad general. La nueva generación, amigo Luis Alejandro, es muy sensible al tema de la comunicación. Crecieron informándose, y no conciben que les quieran decir qué deben ver. Saludos.

Luis Alejandro Ordóñez dijo...

Espero que así sea, y lo están demostrando. Esa sensibilidad de la que hablas es nuestra mayor defensa contra las intenciones del poder. Un gran saludo